La Cámara Primero de lo Penal de San Salvador, dio este jueves 31 de octubre la resolución de la audiencia preliminar que enfrentó el magistrado de la Cámara Tercera de lo Civil de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), Jaime Escalante Díaz, acusado de tocarle los genitales a una niña de 10 años en la residencial Altavista II, en Tonacatepeque, el pasado 18 de febrero de 2019.

Escalante Díaz se enfrentaba a una condena de ocho a doce años de cárcel por el delito de agresión sexual en menor e incapaz, pero la Cámara resolvió que se trata de una falta en el numeral cuatro del artículo 392: “el que aprovechándose de aglomeraciones públicas o del descuido de quien transita por las calles o lugares públicos, realizare tocamientos impúdicos”, en la que se sanciona con diez a treinta días multa.

“No hay delito, eso ha dicho la cámara, lo que dice es que hay otro tipo probable de conducta y lo que hace es declararlo una falta, como consecuencia dice que lo manden a un juzgado de paz para que lo juzguen y será el juzgado quien determine si el magistrado es el responsable o no”, declaró el abogado Luis Peña.

La Fiscalía declaró que fue una resolución inesperada y que realizaran un análisis técnico y que esperaran la resolución fundamentada debidamente por parte de la Cámara Primera de lo Penal para ver cuáles han sido sus análisis jurídicos.

La madre de la menor de 10 años realizó la denuncia después de que la noche del lunes 18 de febrero del presente año, tomó de los hombros a la niña que jugaba en la residencial Altavista II y le tocó sus genitales, Escalante intentó escapar pero fue capturado por las autoridades.

1 Comentario

  1. Es espantoso, cruel e inhumano que un cambio de palabras oculte un delito y a la vez la Cámara Primero de lo Penal de San Salvador se vuelva cómplice de ello.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here