Un portavoz de la cancillería china instó hoy a la parte estadounidense a que deje de interferir en los asuntos internos de China, después de que el Departamento de Comercio estadounidense anunciara que añadiría a 28 organizaciones chinas a su lista de entidades.

«Los asuntos de Xinjiang son puramente asuntos internos de China y no toleran la interferencia de ningún país», dijo el portavoz Geng Shuang en conferencia de prensa.

Geng dijo que las acciones de Estados Unidos de añadir a 28 organizaciones gubernamentales y comerciales chinas a la Lista de Entidades y de restringir la exportación de ítems viola severamente las normas básicas que rigen las relaciones internacionales, interfiere en los asuntos internos de China y socava los intereses del país.

No existe ninguna llamada «cuestión de los derechos humanos» en la región autónoma uygur de Xinjiang, y las acusaciones de Estados Unidos son puramente excusas creadas deliberadamente para interferir en los asuntos internos de China, indicó.

El propósito de las medidas antiterrorismo y deradicalización en Xinjiang es prevenir el extremismo y el terrorismo desde la raíz, lo que está acorde con las leyes de China, así como con la práctica internacional, dijo Geng.

«China continuará tomando medidas firmes y contundentes para salvaguardar resueltamente la soberanía, la seguridad y los intereses de desarrollo», añadió.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here