El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, dio a conocer este viernes los principales puntos que tiene en su agenda para acudir al diálogo con la “oposición extremista”, en referencia al sector liderado por el exdiputado Juan Guaidó, que recientemente pidió sentarse en un espacio de encuentro con el Gobierno nacional.

“Estoy haciendo una la lista de los puntos que quiero llevar a ese diálogo”, dijo el mandatario venezolano, quien acotó que para empezar va a plantear dos puntos clave: que la derecha “renuncie al golpismo”, el intervencionismo y las invasiones extranjeras; y que sus dirigentes rindan cuentas de todos los recursos que han manejado, especialmente los que fueron confiscados ilegalmente por EE.UU.

“Que regresen ese dinero al país, que regresen CITGO y Monómeros“, recalcó el presidente venezolano, quien planteó que a ese diálogo acudan como invitados los Gobiernos de EE.UU, de Noruega, la Unión Europea (UE), el Grupo de Contacto y cualquier otro participante que acuerden las partes.

Aunque Maduro recordó que este sector opositor es el mismo que protagonizó planes insurreccionales para derrocarlo, y “congeló y se robó el dinero del país“, dijo estar dispuesto a sentarse a conversar.

“Es la derecha que pretendió, de manera trágica cómica, asumir por vía de facto el poder político, con el apoyo de potencias imperialistas y no pudo, ahora dice que quiere sentarse a hablar. Estoy de acuerdo”, recalcó el jefe de Estado venezolano.

Para Maduro, el sector radical no tuvo otra opción que acercarse al diálogo, que desde hace rato adelanta el gobierno con distintos sectores de “la oposición democrática” y de la sociedad, porque están “desesperados” ante las derrotas que han tenido.

“Al final reconocen que tienen que hablar con la fuerza gobernante, la fuerza bolivariana, el Polo Patriótico y el presidente Maduro. Estamos dispuestos y estamos haciendo nuestra agenda”, señaló Maduro, quien los instó a participar en las “megaelecciones” que se realizarán en el país el próximo 21 de noviembre.

Sin embargo, el mandatario dejó claro que podría abrir otros puntos en la conversación, más allá de los que ha planteado este viernes. “Eso es empezandito. ¿Que quieren hablar? Yo quiero hablar”, sostuvo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here