Desde el inicio de la operación militar rusa el pasado 24 de febrero, Washington proporcionó a Kiev asistencia militar por un valor de 3.800 millones de dólares.

Ucrania se ha convertido en el mayor receptor mundial de ayuda militar estadounidense, pasando por delante de Egipto e Israel, informó este martes The Washington Post.

El medio señala que entre 2014 y 2021 EE.UU. destinó a Ucrania 2.700 millones de dólares, mientras que entre el pasado 24 de febrero, cuando inició la operación militar rusa, y el 6 de mayo, el monto de la asistencia militar de Washington a Kiev ha sido de 3.800 millones de dólares.

A su vez, un paquete de financiación adicional de casi 40.000 millones de dólares fue aprobado este martes por la Cámara de Representantes de EE.UU. y ya pasó a la consideración del Senado. El paquete incluye 20.000 millones de dólares destinados al sector de la Defensa.

El artículo de The Washington Post compara los datos actuales con los del año fiscal 2020 referentes a los gastos de Washington en el financiamiento de las Fuerzas Armadas de sus países socios. En aquel entonces, el mayor receptor de ayuda militar estadounidense en el mundo fue Israel, que recibió 3.300 millones de dólares, seguido de Egipto (1.300 millones de dólares) y Jordania (510 millones de dólares).

No obstante, de acuerdo a los gráficos, Ucrania ha superado en menos de tres meses esas cifras. «Si el Senado aprueba el paquete, el compromiso eclipsaría la asistencia militar anual de EE.UU. a sus socios más cercanos», indica el periódico.

¿En qué consiste el nuevo paquete de ayuda propuesto por Biden?

El paquete de financiación adicional de 39.800 millones de dólares propuesto por el presidente de EE.UU. fue aprobado este martes por la Cámara de Representantes de EE.UU. y ya ha sido entregado al Senado. La cifra aprobada por los legisladores estadounidenses es superior a la suma original solicitada por Joe Biden, que ascendía a 33.000 millones de dólares.

Si bien el Senado presentó la medida para su rápida aprobación, el senador republicano por el estado de Kentucky, Rand Paul, retrasó la votación, evitando el consenso unánime necesario para proceder con la revisión inmediata.

En particular, la asistencia prevé asignar 6.000 millones de dólares a nuevos envíos de armamento y al entrenamiento de las fuerzas ucranianas, 8.700 millones de dólares para reponer los almacenes de armamento enviado por EE.UU. a Ucrania, 4.000 millones de dólares para los Ejércitos de Ucrania y de los aliados de la OTAN y 3.900 millones de dólares para las fuerzas estadounidenses desplegadas en la zona.

El paquete también incluye 8.800 millones de dólares en concepto de ayuda económica, 5.000 millones en ayuda para los países que dependen de las cosechas ucranianas, así como 900 millones para el alojamiento, la educación y otro tipo de ayuda destinada a los refugiados ucranianos que se encuentran en EE.UU.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí