En el marco del proyecto «Defensores y defensoras de derechos humanos promoviendo un entorno seguro y propicio para el desarrollo de sus acciones», y el proyecto «Promoviendo un entorno seguro y propicio para los y las defensoras de derechos humanos en El Salvador, se ha realizado un informe nacional sobre la situación de defensoras y defensores de derechos humanos 2017.

Ambos proyectos son ejecutados por la Fundación Mundubat, Tutela legal «Dra. María Julia Hernández», Asociación de Niña y Niños Desaparecidos Pro-Búsqueda y el Instituto de Derechos Humanos de la UCA (Idhuca).

Dentro del informe se visibilizan los obstáculos que las personas defensoras de DD. HH. enfrentan en la cotidianidad. Así como también se da a conocer el funcionamiento de las vías institucionales y los mecanismos jurídicos existentes que amparan la protección de estas personas.

Andreu Bassols, embajador de la a Unión Europea en El Salvador, afirmó que tiene que haber en el país una Corte de Cuentas y todo un sistema de derecho que permita la identificación de los avisos y que permita el cumplimiento de los derechos.

«Estamos convencidos que es posible en El Salvador, si hay un compromiso público, y si las organizaciones de la sociedad civil siguen teniendo ese compromiso de señalar las injusticias», indicó el embajador.

Por su parte, Iñaki Markiegi, de Fundación Mundubat, expusó sobre el derecho a la vida y a la igualdad, alimentación, a la tierra. «Cada uno de los derechos es fundamental para que la vida fluya, la humanidad siga adelante, para que se puedan disfrutar», añadió.

«Muchas personas que tienen intereses particulares que no pone el bien común por delante, sino su propio beneficio y se infiltran en comunidades, pueblos, países. Todo lo consideran una mercancía, quieren acaparar todos los derechos de las personas», agrega Markiegi

Por su parte, el director del Idhuca, José Maria Tojeira dijo que se presentó un informe que refleja la situación de El salvador, ante los delitos generados por la violencia.»El Estado debe ser un promotor de los Derechos humanos, hay que insistirle que realmente cumpla con la Constitución», agregó.

Uno de los grandes hallazgos del Informe, según Tutela legal «Dra. María Julia Hernández», es que «el Estado no reconoce formalmente a los defensores de Derechos Humanos y se estigmatiza dicha figura».

Asimismo, el informe resalta que existe conocimiento de mecanismos de denucia pero hay desconfianza para activarlos; el ser mujer o transgénero constituye un riesgo en la ejecución de la labor de defensa, entre otros.

Por: Alberto Buendía

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here