Salarrué 119 años de poesía y cuentos de barro

En su cumpleaños 119 el legado de Salarrué aún sigue vivo en el pueblo salvadoreño, su obra literaria lo ha colocado en el justo papel de clásico no sólo de la literatura salvadoreña, sino también de la cuentística en castellano.

Salvador Efraín Salazar Arrué, conocido como Salarrué, fue un escritor, poeta y pintor salvadoreño. Nació el 22 de octubre de 1899 en Sonsonate (El Salvador) y falleció el 27 de noviembre de 1975 en Los Planes de Renderos (El Salvador).

Su identificación con el mundo del campesino salvadoreño y sus exploraciones en los asuntos esotéricos orientales y de ciencia ficción ha llevado a valorarlo como uno de los exponentes más destacados de la cultura de El Salvador.

Salarrué escribió una serie de cuentos que se recogieron treinta años más tarde como: Cuentos de Cipotes, Cuentos de Barro que se convirtió en la obra más popular y perdurable del poeta, relatos de extrema brevedad, contribuyeron a forjar la estética del cuento hispanoamericano, lo que refleja una versión idealizada de la vida rural en El Salvador y haciendo de él uno de los fundadores de la nueva ola de América Latina narrativa folclórica (narrativa costumbrista).

En 1963 ocupó el puesto de Director General de Bellas Artes, y en 1967 fundó, en el parque Cuscatlán, la Galería Nacional de Arte (actualmente conocida como Sala Nacional de Exposiciones), centro cuya dirección asumió. Desde 1973 hasta su fallecimiento fue asesor cultural del gabinete del Director General de Cultura, Carlos de Sola.

La casa de Salarrué, fue adquirido en 2003 por el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes de El Salvador (CONCULTURA), actualmente alberga La Casa del Escritor “Salarrué”, para la formación profesional de nuevos escritores jóvenes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here