Los padres de Ety Khatun la presionaron para que se casara cuando esta tenía 12 años. Bangladés tiene una de las tasas más altas de matrimonios infantiles, según la ONU

Ety Khatun, una adolescente que reside con su familia en un pueblo pequeño en Bangladesh, ganó este lunes una medalla de oro en tiro con arco en los Juegos del Sur de Asia que tienen lugar en el país vecino, Nepal.

Khatun ha logrado tres medallas de oro en esta disciplina en los Juegos del Sur de Asia. Sin embargo, la determinación de esta joven atleta de 14 años va mucho más allá del deporte: hace dos años se plantó ante sus padres, que querían que se casara, y se empeñó en que le permitieran dedicarse al tiro con arco, reporta Reuters.

Cuando Khatun tenía solo 12 años, sus padres querían casarla. «Lloré mucho y no comí durante dos días», recuerda la niña. Al mismo tiempo subraya que pidió a sus padres que la enviaran a la capital, Daca, para participar en un campo de entrenamiento de tiro con arco.

Al ganar la niña su primera medalla de bronce en 2018 en una competición nacional, los padres dejaron de presionarla para que se casara.

Hoy día Khatun insta a todas las jóvenes de su pueblo a seguir sin miedo su propio camino. «Si trabajas duro, todo es posible», asegura la joven deportista.

Según la ONU, Bangladesh tiene una de las tasas de matrimonio infantil más altas del mundo. A pesar de que el país prohibió esta práctica el año pasado e incluso lanzó una aplicación de móvil para verificar la edad de los novios, más de la mitad de todas las niñas del país se casan antes de 18 años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here